Para que Alinear las llantas

2

Básicamente una alineación consiste en ajustar los ángulos de las ruedas y la dirección, con el propósito de balancear todas las fuerzas de fricción, gravedad, fuerza centrífuga e impulso. Todos los componentes de la suspensión y del sistema de dirección deben ser ajustados de acuerdo a especificaciones prescritas.

Una correcta alineación logrará que el vehículo se desplace suavemente, mantenga el agarre apropiado, buena estabilidad en línea recta o en curva y las llantas tengan la máxima duración.

Es muy fácil reconocer cuándo existe algún problema en la alineación; primeramente lo notaremos cuando no se pueda guiar correctamente el vehículo o cuando el mismo no reaccione de manera adecuada al tomar una curva. De igual manera, cuando el volante gire más hacia un lado que hacia el otro o simplemente cuando el volante, al momento de ir en dirección recta, se encuentra volteado hacia un lado.

La alineación sirve para asegurarnos de que las llantas trabajen de la mejor manera teniendo el contacto óptimo con el pavimento en el ángulo correcto. El proceso de alinear un auto es el ajustar los ángulos entre las piezas de la suspensión, dirección y las ruedas del vehículo para que las llantas no se gasten de manera excesiva.

Los tres ángulos que se corrigen en la alineación son:

  • Ángulo de inclinación de las llantas (cámber): es la inclinación formada por las llantas con respecto a la vertical al momento de ver el auto por el frente/detrás. Esto ayuda a que el auto siga correctamente las curvas sin hacer muchas maniobras.

  • Ángulo de inclinación del eje (cáster): es el ángulo formado con respecto a una línea vertical que pasa por el centro de la rueda al momento de ver el vehículo de un costado.

  • Convergencia (toe): las ruedas deben de ser paralelas al momento de verlas desde la parte superior del vehículo. Si ambas ruedas apuntan hacia adentro se llama convergencia, de lo contrario se llama divergencia.

Es importante mencionar que cuando un auto requiera del servicio de alineación, la suspensión del mismo deberá ser revisada para detectar alguna pieza que necesite ser reemplazada. En caso de que se omita dicha revisión, no se podrá garantizar la alineación del vehículo. A manera de precaución, es recomendable revisar la alineación cuando se han instalado llantas nuevas para evitar el malgaste de las mismas y así garantizar el rendimiento adecuado.

2 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *